Send Nudes es el juego de la provocación vía WiFi. La curaduría de la sexualidad propia, la que confeccionamos con nuestros corpiños, colores favoritos y dejamos en las redes o en el chat de algún amante que no es prioridad.

Intimamos con nuestras amigas. Nos reunimos por las tardes a hacer nada, y a veces improvisamos sesiones de fotos. Armamos nuestros sets en cualquier lugar pero con cuidado, nos maquillamos y alentamos mutuamente mientras posamos. Nos animamos a la desnudez y queremos ser vistas.

Subimos nuestras pieles a las redes, los cuerpos y sexualidad ya no son propiedad del romance. Sino que nuestros y solo nuestros. Nos ‘corazoneamos’ entre nosotras. Nos comentamos las fotos con todo tipo de halagos.
El titulo de la editorial es una de las frases millenials más populares porque, lejos de coincidir con tanta crítica hacia el estilo de vida de nuestra generación, nos encanta estar viviendo este momento. Nos acercamos a posibilidad y deseo de llamar la atención, aunque sea un rato. No nos avergüenza necesitar atención y validación  y nos reivindicamos incluso como humanas con necesidades a la altura de la época.
“Armamos el set en el cuarto de una de nosotras, sin mucho arreglo. Queríamos que se acercara -sin perder el estilo editorial- lo más posible a uno de esos ratos de ocio compartidos en los que nos confesamos y posamos para decidir después en donde y a quien o quienes mostrarnos. Lo importante es que primero estamos nosotras”.

CRÉDITOS

Fotografía: Josefina Bonavia
Styling y Producción: Le Jevx
MUA: Violeta Murphy de Kabuki Make Up School
Glitter: Dream Fortress Store
Ropa Interior: Braga Couture
Accesorios: Konstantina Joyas
MO: Valentina Piza y Agustina Cohen
Locación: Buenos Aires, Argentina

No Hay Más Artículos